Desde las cuatro de la mañana de ayer 30 personas se encadenaron frente a las instalaciones de Emgesa en pleno centro del municipio de Gigante, como protesta por haber quedado sin trabajo tras la venta de las fincas en las que laboraban.

De acuerdo a lo expresado por voceros de la región, llevan más de un año solicitando a la multinacional una compensación o una oportunidad laboral, ya que fueron muchas las familias que quedaron desamparadas cuando los propietarios de los predios vendieron sus terrenos a Emgesa para la construcción de la hidroeléctrica El Quimbo, dejando sin trabajo a quienes se dedicaba a la recolección de cacao y cría de ganado, entre otras labores agrícolas.

Misael Guevara, uno de los líderes de los manifestantes expresó a opanoticias.com que la multinacional a pesar de haberlos reconocido como afectados -en una mesa de concertación en la que se les ofreció compensación por su situación-, sin embargo, de acuerdo con el vocero hasta el momento Emgesa no ha cumplido nada y están desempleados pasando necesidades.

Las personas que protestan vienen de la Vereda La Honda, donde estaban asentados y laboraban hasta hace un tiempo.

Según Guevara han tomado la determinación de iniciar esta manifestación hasta obtener una respuesta de la multinacional o del gobierno, que de acuerdo con el vocero los ha dejado solos favoreciendo los intereses de la hidroeléctrica.

Dentro de las demandas que tienen los campesinos encadenados, está el llegar de nuevo a las mesas de concertación para poder recibir los beneficios que les habían prometido, por tanto permanecerán en este lugar hasta recibir un pronunciamiento oficial, según indico el vocero de la comunidad.


Respuesta de Emgesa

Por su parte, la compañía constructora Emgesa, a través de su vocero, aseguró que estas personas hacen parte de un grupo de la vereda La Honda que debe ser desalojada y que reclama ser incluido en el censo.

“Con este grupo de personas desde el año pasado, desde noviembre, hemos venido sosteniendo un diálogo permanente. A la fecha se han realizado cerca de siete reuniones con ellos con presencia de todas las autoridades, y allí se ha determinado que se van a revisar cada uno de los casos con el propósito de ver si se pueden vincular al censo. A todos ya se les respondió si tienen o no esa oportunidad y al parecer, a los que se le dijo que no, porque no cumplen con los requisitos, son los que están manifestando”, dijo Darío Castrillón, vocero autorizado de El Quimbo y responsable del programa de compensaciónde Emgesa.



Por: Wilson Cuenca Ruiz

0 comentarios:

Publicar un comentario